HOMENAJES A LA MUJER EN SU DÍA.

LA CASA DE ENSEÑANZAS Y ENTRETENCIÓN INFANTIL

LA CASA DE ENSEÑANZAS Y  ENTRETENCIÓN INFANTIL
http://casadeenseanzasyentretencininfantil.blogspot.com/

BIENVENIDOS Y BENDICIONES.

El propósito de este blog, es entretener y enseñar con videos, alabanzas, oraciones, cuentos, juegos, y diseños hermosos con pensamientos y textos Bíblicos.
Entregar, reflexiones, pensamientos, poemas y mensaje relacionados a Dios.
Lo ideal es que encuentren lo que necesitan para entretenerse sanamente y a la vez llevarse un aprendizaje de la vida y de los mensajes de Dios.
Cada día iremos agregando novedades y nuevos mensajes cristianos infantiles.
NUESTRO ANHELO ES QUE LO QUE SE PUBLIQUE SEA DE AGRADO Y BENDICIÓN.
BIENVENIDOS Y BENDICIONES.

Mi lista de blogs

sábado, 29 de agosto de 2015

CUENTO PARA REFLEXIONAR SOBRE LA VIDA Y CUANDO LOS HIJOS ABREN SUS ALAS PARA EMPRENDER EL VUELO...


Este cuento se refiere a un hombre joven cuyo hijo había nacido recientemente y era la primera vez que sentía la experiencia de ser papá.
A este personaje lo llamaremos Alberto y en su corazón reinaban la alegría y los sentimientos de amor que brotaban a raudales dentro de su ser.
Un buen día le dieron ganas de entrar en contacto con la naturaleza, pues a partir del nacimiento de su bebé todo lo veía hermoso y aun el ruido de una hoja al caer le sonaba a notas musicales.
Así fue que decidió ir a un bosque; quería oír el canto de los pájaros y
disfrutar toda la belleza.
Caminaba plácidamente respirando la humedad que hay en estos lugares, cuando de repente vio posada en una rama a un águila que lo sorprendió por la belleza de su plumaje.
El águila también había tenido la alegría de recibir a sus polluelos y tenía
como objetivo llegar hasta el río más cercano, capturar un pez y llevarlo a su nido como alimento; pues significaba una responsabilidad muy grande criar y formar a sus aguiluchos para enfrentar los retos que la vida ofrece.
El águila al notar la presencia de Alberto lo miró fijamente y le preguntó: "¿A dónde te diriges buen hombre? Veo en tus ojos la alegría" por lo que Alberto le contestó: "es que ha nacido mi hijo y he venido al bosque a disfrutar, pero me siento un poco confundido".
El águila insistió: "Oye, ¿y qué piensas hacer con tu hijo?".
Alberto le contestó: “Ah, pues ahora y desde ahora, siempre lo voy a proteger, le daré de comer y jamás permitiré que pase frío. Yo me encargaré de que tenga todo lo que necesite, y día con día yo seré quien lo cubra de las inclemencias del tiempo; lo defenderé de los enemigos que pueda tener y nunca dejaré que pase situaciones difíciles”.
“No permitiré que mi hijo pase necesidades como yo las pasé, nunca dejaré que eso suceda, porque para eso estoy aquí, para que él nunca se esfuerce por nada”.
Y para finalizar agregó: "Yo como su padre, seré fuerte como un oso, y con la potencia de mis brazos lo rodearé, lo abrazaré y nunca dejaré que nada ni nadie lo perturbe".
El águila no salía de su asombro, atónita lo escuchaba y no daba crédito a lo que había oído. Entonces, respirando muy hondo y sacudiendo su enorme plumaje, lo miró fijamente y dijo:
"Escúchame bien buen hombre. Cuando recibí el mandato de la naturaleza para empollar mis hijos, también recibí el mandato de construir mi nido, un nido confortable, seguro, a buen resguardo de los depredadores, pero también le he puesto ramas con muchas espinas ¿y sabes por qué? porque aún cuando estas espinas están cubiertas por plumas, algún día, cuando mis polluelos hayan emplumado y sean fuertes para volar, haré desaparecer todo este confort, y ellos ya no podrán habitar sobre las espinas, eso les obligará a construir su propio nido”.
“Todo el valle será para ellos, siempre y cuando realicen su propio
esfuerzo para conquistarlo con todo, sus montañas, sus ríos llenos de peces y praderas llenas de conejos”.
“Si yo los abrazara como un oso, reprimiría sus aspiraciones y deseos de ser ellos mismos, destruiría irremisiblemente su individualidad y haría de ellos individuos indolentes, sin ánimo de luchar, ni alegría de vivir”.
“Tarde que temprano lloraría mi error, pues ver a mis aguiluchos convertidos en ridículos representantes de su especie me llenaría de remordimiento y gran vergüenza, pues tendría que cosechar la impertinencia de mis actos, viendo a mi descendencia imposibilitada para tener sus propios triunfos, fracasos y errores, porque yo quise resolver todos sus problemas”.
"Yo, amigo mío", continuó el águila, “podría jurarte que después de Dios he de amar a mis hijos por sobre todas las cosas, pero también he de prometer que nunca seré su cómplice en la superficialidad de su inmadurez, he de entender su juventud, pero no participaré de sus excesos, me he de esmerar en conocer sus cualidades, pero también sus defectos y nunca permitiré que abusen de mí en aras de este amor que les profeso".
El águila calló y Alberto no supo qué decir, pues seguía confundido, y mientras entraba en una profunda reflexión, ésta, con gran majestuosidad levantó el vuelo y se perdió en el horizonte.
Alberto empezó a caminar mientras miraba fijamente el follaje seco disperso en el suelo, sólo pensaba en lo equivocado que estaba y el terrible error que iba a cometer al darle a su hijo el abrazo del oso.
Reconfortado, siguió caminando, solo pensaba en llegar a casa, con amor abrazar a su bebé, pensando que abrazarlo solo sería por segundos, ya que el pequeño empezaba a tener la necesidad de su propia libertad para mover piernas y brazos, sin que ningún oso protector se lo impidiera.
A partir de ese día, Alberto empezó a prepararse para ser el mejor de los padres.
Desde el momento de la concepción de un hijo llegan las preocupaciones para los padres. Con el paso del tiempo, estas se transforman, ajustándose a cada etapa de sus vidas. Todos los momentos son de invaluable importancia. Por eso, es necesario crecer con ellos, porque a ser padre nadie aprende antes de serlo. 
Hay un momento en que un hijo está listo y preparado para asumir por sí mismo la vida, pero muchas veces, como padre, no aportas a ese proceso, sino que, con tus temores y sin intención, le cortas las alas y no le permites volar lo alto que puede llegar.
Todas las etapas de la vida para ti y para tus hijos son necesarias y traen consigo grandes tesoros que los enriquecen...Una etapa de gran importancia para el crecimiento de los hijos es cuando abren sus alas buscando nuevos senderos de vida...
Los padres deben apoyarlos en sus nuevas etapas, sin cortarles las alas...

martes, 4 de agosto de 2015

PENSAMIENTO REFLEXIVO DE FE, PARA MANTENER LA FE Y ESPERANZA VIVA EN NIÑOS Y ADOLESCENTES...MÁS UNA RECETA DE FELICIDAD PARA TI.

Dios ama a los niños como tu, porque saben de amor...de bondad, de inocencia, 
de humildad, de sinceridad, su verdad e ingenuidad traen paz al corazón y su sonrisa...trae felicidad interior...
El pequeño Roberto asistía a la primaria y la maestra les encargó una tarea:
"Investigan que es la fe en Dios¨...Intrigado de regreso a casa le preguntó a 
su tío..."¿Qué es la fe en Dios?. Me la dejaron de tarea en la escuela".
Con una amplia sonrisa, su tío le respondió: 
“¿En verdad quieres saber lo que es la fe en Dios?”. “Si”, respondió Roberto.
Bien, vamos a la playa y te lo enseñaré.
Roberto vivía en las paradisíacas playas de Cancún.
Una vez que llegaron, le entregó el chaleco salvavidas 
y las aletas.
“Pero yo no se nadar” dijo Roberto.
“Lo se”, le dijo el tío, “póntelos de todas maneras”.
Lo hizo.
“Ahora, comienza a caminar hacia el mar de espaldas. 
Llegará un momento en el que sentirás que tus pies no 
tocan tierra. Déjate ir y arrójate de espaldas. No te hundirás, 
ya que el chaleco te hará flotar”.
Roberto estaba aterrado “No tío, no quiero”.
“¡Hazlo!” Le respondió “Estaré junto a ti para que no temas. 
Así que tranquilo”.
Roberto confió en su tío. Mientras caminaba de espaldas llegó 
un momento en el que sintió que no tocaba tierra. Dudó. 
Pero recordó las palabras de su tío, aparte de que lo tenía cerca.
En un acto de valor, dio el siguiente paso ¡Ya no tocaba tierra! 
Sin embargo, flotó en el mar gracias al chaleco. 
Se sintió emocionado ante la experiencia y feliz.
Ambos salieron del mar. Camino a casa, su tío le explico:
“En esto consiste la fe en Dios: el mar representa la vida. 
Yo represento a Dios y el chaleco representa la fe. 
Cuando te adentres en el mar de la vida y sientas que la lógica 
no puede ayudarte a salir a flote de tus problemas, hasta perder 
piso, debes creer que el chaleco de la fe te salvará. 
Dios estará siempre cerca de ti, pero depende de que te atrevas a 
dar el primer paso de confiar en EL, vistiéndote el chaleco de la fe 
y arrojándote con el, para que puedas flotar en el mar de la vida con 
total paz y tranquilidad”.
Roberto quedó maravillado con la explicación de su tío y le dio las 
gracias. Cabe mencionar que la maestra quedó impresionada con la 
tarea y sacó la nota más alta de la clase.
  Edgar Martínez
AQUÍ VA UNA RECETA DE FELICIDAD A TU VIDA...
INGREDIENTES:
1 Kilogramo de recuerdos infantiles.
2 Tazas de sonrisas.
2.5 Kilogramos de esperanza.
100 Gramos de ternura.
5 Latas de cariño.
40 Paquetes de alegría.
1 Pizca de locura.
8 Kilogramos de amor.
5 Kilogramos de paciencia.

MODO DE PREPARACIÓN:
1) Limpia los recuerdos, quitándoles las partes que estén echadas a perder o que no sirvan. Agrégale una a una las sonrisas, hasta formar una pasta suave y dulce.
2) Ahora, añade las esperanzas y permite que repose, hasta que doble su tamaño.
3) Lava con agua cada uno de los paquetes de alegría, pártelos en pequeños pedacitos y mezcla con todo el cariño que encuentres.
4) Aparte, incorpora la paciencia, la pizca de locura y la ternura cernida.
5) Divide en porciones iguales todo el amor y cúbrelos con la mezcla anterior.
6) Hornéalas durante toda tu vida en el horno de tu corazón.
7) Disfrútalas siempre con tu familia... con el sabor de lo nuestro.
Consejo: Puedes agregar a la mezcla anterior dos cucharadas de comprensión 
y 300 gramos de comunicación, para que esta receta te dure para siempre.

Felicidades y bendiciones a todos los niños que están por nacer y a todos los 
niños del mundo...les deseo que vivan con amor y paz ..

lunes, 13 de julio de 2015

PENSAMIENTOS TRISTES DE UN NIÑO... CUANDO SE ENTERA QUE SU PADRE SE HA IDO AL CIELO.


Diosito, disculpa que te distraiga, ya sé que estás muy ocupado cuidándonos, pero quiero hacerte una pregunta muy importante para mí: ¿Cuánto tarda en regresar un papito que se va al cielo?, déjame contarte; hace muchos días mientras veía una película en la televisión sonó el teléfono, mi mami contestó, la vi muy angustiada, y sin darme explicación alguna me llevó a casa de mi tía Rosa, ella es hermana de mi mami y me quiere mucho, allí me dejó toda la noche.
Al otro día no me llevaron a la escuela, ¡qué alivio! A propósito soy el más aplicado de la clase. Todos en la familia lloraban y salían de la casa a cada rato, todos excepto alguien, mi papito, a quien no veía por ninguna parte, ¡qué raro!
La noche anterior no llegó a dormir y lo peor es que esta vez no me avisó por teléfono.
Cuando pregunté a mi abuelita, ¿dónde está mi papito?, tan sólo me abrazó y se soltó llorando sin darme respuesta alguna.
Lo mismo ocurría cuando le preguntaba a otro miembro de la familia, hasta que por fin, mi madre se decidió a darme la respuesta: ¡se fue al cielo!. ¿Al cielo?, ¿por eso lloran?.
No se preocupen, él siempre regresa y cuando lo hace me colma de dulces y juguetes y me promete que no nos volveremos a separar, pero ya sé; lo vuelven a mandar de viaje en su trabajo.
Diosito, esta vez se ha tardado mucho en regresar, todas las noches espero sentado en la sala a que llegue, me asomo por la ventana y miro al cielo pensando cuándo regresará, hasta que me vence el sueño y mi mami me sube a la recámara.
Disculpa, estoy llorando. Al despertar lo primero que hago es correr a su cama esperando verlo acostado.


Apenas suena el teléfono y corro a contestar esperando sea él. Desde que se fue ya no juego por las tardes, y aunque mi mami me ayuda ya no me sale igual la tarea.
En el transcurso del día, por la mañana, se me olvida un poco cuando estoy en la escuela. Por la tarde empieza el sufrimiento y ya entrada la noche es un tormento.
Cada vez lloro su ausencia y pregunto: ¿papi dónde estás?. Miro hacia el comedor y parece que lo veo sentado tomando sus alimentos platicándome de su trabajo del día.
Dime Diosito: ¿tu papi alguna vez te dejó por tantos días cuando tú estabas pequeñito para ir..., bueno en tu caso, para ir a la tierra?
¿Alguna vez viviste lo feo que se siente separarse del ser que más quieres y que porque deseas verlo no regresa?
Ni te lo imagines, ¡ES HORRENDO!, por eso te escribo esta carta Diosito, para que se la entregues a mi papi y le digas que regrese pronto porque siento que me muero.
Dile que regrese aunque no traiga juguetes ni dulces, ya no lo estoy esperando con un regalo.
Ahora mi mami me lleva al parque con más frecuencia, pero sin mi papito nada es divertido.
Me dicen que cada día estoy más flaquito, que debo comer bien y, sin embargo, ya ni la nieve me la puedo comer. Todos los días miro sus fotografías.
¡Qué felices éramos! No entiendo por qué no se pudo regresar. Diosito, ayúdame y dile a mi papi que regrese por favor; coméntale que ya puedo manejar solo la bicicleta, todos los días limpio su carro para que esté bonito para cuando regrese; por las tardes en lugar de ver la televisión cepillo sus zapatos para que luzcan bien; mi mami insiste en sacar su ropa del closet y guardarla como si nunca fuera a regresar mi papi, pero apenas se descuida y nuevamente la cuelgo en su lugar; claro que primero la limpio sobre todo su traje azul el que más le gusta.
Ayer me puse sus lentes y una de sus corbatas porque así quería ir a la escuela, ¡claro!, mi mami me lo impidió. Cuando yo esté grande quiero ser como mi papi.

Por favor Diosito, dile a mi papi que prometo lavarme los dientes, comer bien todos los días, dormir temprano, pedirle menos que me lleve al parque, no ensuciar mí, no tocaré más sus cosas ni rallaré las paredes, no le pediré más para dulces, todo, todo lo que sea, pero por favor le suplico que regrese.
A veces pienso que mi papi se fue porque me he portado mal e inmediatamente le digo:" papi, donde quiera que estés ¡perdóname!, apenas tengo 6 años".
Diosito, tú también perdóname si me he portado mal, pero no me castigues así, quiero jugar nuevamente con él en el parque, quiero sentir su mano que me conduce cuando vamos de compras, quiero ayudarle cuando arregle su carro, quiero escuchar su voz, quiero... quiero..., simplemente quiero verlo y decirle cuánto lo amo, 

cuánto lo extraño, daría todos mis juguetes a cambio de que por lo menos me hablara por teléfono.
Diosito, ya regrésalo a mi lado, me he portado bien. Dime, ¿qué hice para merecer esto?
Diosito, la casa se siente vacía; ya no sé sonreír.
Por favor Diosito, responde a mi pregunta porque al parecer nadie lo sabe: ¿Cuánto tarda en regresar un papito que se va al cielo?
P.D. Diosito, hace poco  fue día del padre y mi papi no vino por su abrazo.
Diosito, si es muy difícil que regrese..., nada más dímelo..., yo puedo ir con él...


Como actuar cuando un niño pierde un ser amado, sin  dejarle huellas en el futuro...
El sentimiento de separación y soledad que les produce la pérdida, les hace mantener un sentimiento doloroso de abandono.
Durante la infancia es primordial sentirse protegido, si sienten que han perdido esa protección a causa del fallecimiento de la persona querida, le producirá inestabilidad emocional y sentimientos de rabia y miedo...
No se debe olvidar que los niños/as tienen sus propios recursos para luchar contra la tristeza que la pérdida les produce, como su mentalidad de fantasía.
La relativa inmadurez emocional y psicológica también les servirá de escudo y ayuda para reducir el grado de angustia...
Evitar que participen en el duelo familiar, es apartarles de una situación muy importante, no solo para su vida actual, sino para la futura.
No se debe olvidar que es muy importante para un ser humano aprender a afrontar y aceptar situaciones y sentimientos más o menos negativos y adversos.
Los niños/as y jóvenes también necesitan saber lo que está pasando, y que alguien les ofrezca explicaciones adecuadas a su nivel de entendimiento.
Los mayores deben reconocer que ellos también han sufrido su pérdida y ¡es imposible evitarles el dolor que sienten!.

En vez de ocultar y evitar la triste realidad por la que cada miembro de la familia está pasando, es más beneficioso unirse y apoyar al niño/a o joven para enfrentarse a su propio duelo de la forma más natural posible, acercarlos siempre al amor de Dios y guiárlos por los mensajes positivos que nos presenta la vida...
Y no olvidar que la mejor enseñanza y conzuelos para los niños y seres humanos en general es el amor, ese bello sentimientos que nos regala Dios cada día...
Que el amor y bendiciones de Dios llegue a cada corazón.


martes, 16 de junio de 2015

EN EL DÍA DEL PADRE...PENSAMIENTOS, FRASES E IMÁGENES LINDAS.


Al padre se lo necesita, se le quiere y se le respeta durante la infancia, pero es de adulto, cuando se le entiende y comprende. Gracias papá.
En el libro de éxodo el quinto mandamiento declarado por Dios a moisés es; “Honra a tu padre y a tu madre para que tus días sobre la tierra te sean alargados “Según la biblia, en la carta del apóstol pablo a los efesios Cap. 6 versículo 3, señala que es este el primer mandamiento con promesa que Dios hace a la humanidad ¡¡ honrar a nuestros padres!! es por eso que en este día especial de día del padre, queremos recordarles lo importante que son para nosotros.
Sabemos que todo lo que hoy tenemos se lo debemos a Dios y que lo que logremos alcanzar el día de mañana, será sólo por misericordia de él, y aun cuando no se lo pidamos él siempre sabe de lo que tenemos necesidad y como buen padre, el siempre provee de alimento nuestra mesa, él nunca se olvida de nuestro vestir, de nuestro dormir y nuestro levantar, está pendiente siempre de sus hijos.

Papá, no eres Dios, pero tu gran amor y tu inmensa paciencia y esa forma de hacer de los malos momentos una charla interesante, hacen que vea en ti a un ser especial, inigualable e insuperable, tal vez nunca he visto salir de ti poder que levante a los muertos de la sepultura o que realice grandes milagros de sanidad, pero te he visto al señor hacer de ti un hombre lleno de virtud y sabiduría, que sacas de donde no hay y te levantas de las condiciones más adversar, enfrentado todo a tu camino, confiando solamente en Dios, siendo el tu confianza y tu seguridad siempre. 
Desde pequeños nos cobijamos siempre bajo tu sombra, sabíamos que a tu lado estaríamos seguros y que nos enseñarías enfrentar la vida con optimismo; y de ti aprendimos muchas cosas, entre ellas aprendimos que no había que temer a la oscuridad, aprendimos también que el dolor no es eterno y que nos hace bien llorar, aprendimos que los tropiezos en la vida no se deben volver a cometer y que siembre debemos volver levantarnos, que nada es más importante que vivir y que para vivir necesito conocer cada día más de cristo y que aunque no vivamos para siempre, tu amistad y amor de padre vivirá para siempre en nuestros corazones.

El tiempo pasa y los años hacen de ti un álbum de recuerdos inolvidables, momentos en nuestros hogares y en la iglesia que juntos pudimos compartir, las hermosas alabanzas que entonamos juntos, las veces que desde el pulpito que te uso de Dios, cada momento vivido en las salidas a los cultos y esas hermosas vigilas que en que el espíritu santo de Dios nos tocó con su presencia, hoy los recuerdos quedan en nuestras memorias y ese legado de bendiciones serán un tesoro que sabremos recordar con regocijo.

Ciertamente Dios recompensara vuestro trabajo, sacrificio y esmero. Sed buenos padres, imitadores de cristo; sencillos, humildes y prudentes, viviendo siempre en el espíritu, orando día y noche por vuestros hijos, buscando alivio y respuesta en la bendita palabra Dios, porque de ella recibieron los antiguos conocimiento y sabiduría. Termino estás palabras diciendo dan do gracias al señor por permitirnos vivir un día más junto a la persona que más amor nos entregado a nuestras vidas, que dio sus años, su juventud y su fuerza para vernos crecer, y ser lo que hoy somos, por aunque no tenga nada para enfrentarse al mañana, dormirá tranquilo porque sabe que el mañana le pertenece a Dios.

Gracias por haberme educado así, estoy orgullos@ de ser como soy y eso te lo debo a ti.
Te quiero papá.
Hoy sólo quiero decirte padre, que eres el ser que más respeto y admiro, por eso te pido con amor y vehemencia, que más que padre sigas siendo mi amigo...
Padre te rendimos homenaje hoy porque nos has dado la vida, porque nos proteges, porque nos cuidas, porque nos educas y porque te preocupas por nosotros, tus hijos.
QUE DIOS LES BENDIGA.

viernes, 15 de mayo de 2015

LA LUCHA INTERIOR PARA MEJORAR LA VIDA, RESULTA MÁS FACIL...CUANDO CREES Y TIENES FE EN DIOS...UNA HISTORIA LINDA PARA REFLEXIONAR...


  •  LA LUCHA INTERIOR

  •  Se cuenta que un viejo ermitaño,  que vivía en la soledad de las montañas  para dedicarse solamente  a la oración y a la penitencia se quejaba muchas veces  que tenía demasiado quehacer. La gente le preguntó  cómo era eso de que  en la soledad estuviera con tanto trabajo.
  •  El ermitaño les contestó: tengo que domar a dos, halcones, entrenar  a dos águilas, mantener quietos a dos conejos, vigilar una serpiente, cargar un asno y someter  a un  león".".
  •  No vemos ningún animal cerca de la cueva donde vives. ¿Dónde están todos estos animales? Entonces el ermitaño dio una explicación que todos comprendieron.  Porque estos animales los tenemos todos los hombres y las mujeres.
  • Los dos halcones, se lanzan sobre todo lo que se les presenta, bueno y malo. Tengo que domarlos para que sólo se lancen sobre una presa buena, son mis Ojos.
  • Las dos águilas con sus garras hieren y destrozan.. Tengo que entrenarlas para que sólo se pongan al servicio y ayuden sin herir,  son mis dos Manos.
  • . Y los conejos quieren ir adonde les plazca, huir de los demás y esquivar las cosas difíciles.. Tengo que enseñarles a estar quietos aunque haya un sufrimiento, un problema o cualquier cosa que no me gusta…Son mis dos Pies.
  • Lo más difícil es vigilar la serpiente aunque se encuentra encerrada en una jaula de 32 varillas. Siempre está lista para morder y envenenar a los que la rodean apenas se abre la jaula, , si no la vigilo de cerca, hace daño, es mi Lengua.
  •  El burro es muy obstinado, no quiere cumplir con su deber.  Pretende estar cansado y no quiere llevar su carga de cada día,  es mi Cuerpo .
  •  Finalmente necesito domar al león, quiere ser el rey, quiere ser siempre el primero, es vanidoso y orgulloso … es mi Corazón.
  • De acuerdo a cómo luchemos … Al empeño que pongamos … Dominaremos lo mejor que hay en nuestro interior  y así Seremos hombres para BIEN ! SÉ UN BUEN DOMADOR !! 
  • Se un buen hjo de Dios...

  • Cuando Dios llega verdaderamente a tu vida, ya no eres el mismo de antes, hay un cambio, el pecado duele y se trata de mantener lejos de la vida diaria y asi borrarlo, aun cuando sea casi imposible, con Dios se puede si hay una conversión verdadera. Hay una urgencia por buscar las cosas de Dios cuando este comienza a vivir en tu vida y a ser tu prioridad!!!, Dios les bendiga a todos!!!

miércoles, 15 de abril de 2015

MARÍA ROSA...EN MEMORIAS DE MI MADRE...SI DIOS TE LLEVÓ AL CIELO ES, QUE NECESITABA UN ÁNGEL BELLO Y BUENO COMO TU.


Tu que fuiste buena hija, buena hermana, buena esposa, y sobre todo buena madre.
Tu que siempre velaste por nosotros tus hijos, y que te entregaste completa a tu 
familia hasta en el último detalle.
Cuantas veces te quedaste con las ganas de comprarte algo para ti, por 
asegurarte de que nunca nos faltará nada a nosotros.
Te preocupaste y viviste solo para nosotros, y hasta en él último suspiro no pensaste ni en ti, porque sabías que te irías, que nos causabas un gran dolor, 
y no nos querías hacer sufrir.

Nos preguntamos, porque Dios se lleva a la gente buena?
Y, es simplemente porque él quiere a sus Ángeles en el cielo con él.

Te fuiste con Dios, y ya no te tenemos mas aquí, solo basta con elevar la mirada 
hacia el cielo, y ver que ahora estas mas feliz ahí, sin dolor ni sufrimiento.
El cielo se lleno de gozo porque tu ya estas ahí.

Hoy te has reunido junto a tu padre, tu madre, y tu hermano que ya te esperaban ahí.
Con nosotros se quedan tus recuerdos, tus ejemplos, y el consuelo de que tu también nos esperaras ahí.

Mamá, te queremos y estas muy dentro de nosotros, porque lloramos entre tus brazos, y te vimos reír. 
Porque todo lo que hoy somos es gracias a ti.
Porque te has ido, tu ausencia hace que este corazón muchas veces no resista y 
tan solo con pensarlo, broten lágrimas, lágrimas de dolor porque tu ya no estas 
a mi lado, nada en casa es lo mismo con tu ausencia.
Tal vez nos dejaste para darnos una lección de la vida, no me gustó aquella 
lección mamá porque ya no te tengo, no tengo a quien pedirle consejos, 
consejos que solo tú me sabias dar.

Ahora estas en el cielo, observándome en cada momento pero ausente, no sé 
como decírtelo, te extraño mucho mamá, extraño tu sonrisa, tu figura, tu 
enseñanza, extraño cada momento que estábamos juntos.
Me dolió mucho tener que despedirme por última vez aquel día, pero más me 
duele el alma, por no haberte entregado el suficiente amor cuando estabas 
junto a mí, muchas veces no obedecía a tu palabra y despreciaba consejos, 
y ahora que ya no te tengo no sabes cuanta falta me haces, nadie podrá ocupar 
tu lugar en el cielo, porque como madre siempre fuiste la mejor.
Me queda algo por decirte y pon mucha atención.

Perdóname y recuerda que siempre te llevaré en mi corazón.
Hijos e hijas demuéstrenle su amor a sus padres hoy, no vaya a ser que mañana
 pueda ser tarde...

SALUDOS A TODAS LAS MADRES  QUE ESTÁN PRESENTES  Y A LAS QUE 
ESTÁN EN EL CIELO...SON  Y SERÁN SIEMPRE UNA BENDICIÓN DE DIOS.

lunes, 23 de marzo de 2015

APRENDIENDO DE LAS REFLEXIONES...LA HISTORIA DE UN CARPINTERO CONSTRUYENDO SU CASA Y SU VIDA...


Había una vez un viejo carpintero que cansado ya de tanto trabajar, estaba listo para acogerse al retiro y dedicarle tiempo a su familia
Así se lo comunicó a su jefe, y aunque iba a extrañar su salario, necesitaba retirarse y estar con su familia; de alguna forma sobrevivirían.
Al contratista le entristeció mucho la noticia de que su mejor carpintero se retiraría y le pidió de favor que si le podía construir una casa más antes de retirarse.
El carpintero aceptó la proposición del jefe y empezó la construcción de su última casa pero, a medida que pasa el tiempo, se dio cuenta de que su corazón no estaba de lleno en el trabajo.
Arrepentido de haberle dicho que sí a su jefe, el carpintero no puso el esfuerzo y la dedicación que siempre ponía cuando construía una casa y la construyó con materiales de calidad inferior.
Esa era, según él, una manera muy desafortunada de terminar una excelente carrera, la cual le había dedicado la mayor parte de su vida.
Cuando el carpintero terminó su trabajo el contratista vino a inspeccionar la casa. Al terminar la inspección le dio la llave de la casa al carpintero y le dijo: "Esta es tu casa, mi regalo para ti y tu familia por tanto años de buen servicio".
El carpintero sintió que el mundo se le iba... grande fue la vergüenza que sintió al recibir la llave de la casa, su casa. Si tan solo el hubiese sabido que estaba construyendo su propia casa, lo hubiese hecho todo de una manera diferente.
Así también pasa con nosotros.


A diario construimos relaciones en nuestras vidas, y en muchas ocasiones ponemos el menor esfuerzo posible para hacer que esa relación progrese.
Entonces, con el tiempo es que nos damos cuenta de la necesidad que tenemos de esa relación. Si lo pudiésemos hacer de nuevo, lo haríamos totalmente diferente.
Pero no podemos regresar. Tú eres el carpintero. Cada día martillas un clavo, pones una puerta, o eriges una pared. Alguien una vez dijo: "La vida es un proyecto que haces tu mismo”.
Tus actitudes y las selecciones que haces hoy construyen la casa en la cual vivirás mañana...
En todo lo que hacemos, vamos construyendo una parte de la vida y es lo que va indicando hacia donde va dirigido nuestro destino. 
Ten siempre presente que lo que vas sembrando en el sendero de tu vida, es lo que cosecharás en el futuro y que todo lo que deseas a otros es lo que recibirás de vuelta..